viernes, 4 de octubre de 2013

Movimiento de Salud Mental (Unidad 7)

El mejor ejemplo de que el pasado sigue siendo presente.

Matías era interno del Borda, elegido como delegado por sus compañeros. Llegó al Htal. Pena con signos de haber sido torturado. Otras 46 muertes sospechoas entre 2009 y 2010.

http://www.pagina12.com.ar/diario/sociedad/3-233544-2013-11-14.html 

sábado, 14 de septiembre de 2013

Trabajos sobre Piaget Psicología 1 2013



La consigna propuesta consistía en buscar, inventar o diseñar una imagen o gráfico que represente el concepto de "construcción" de Piaget como un proceso dialéctico, en espiral, que supone la interacciones y reequilibraciones dinámicas, etc.








































Fragmento del libro “El Principito” de Antoine de Saint-Exupéry


“Cuando yo tenía seis años vi en un libro sobre la selva virgen que se titulaba "Historias vividas", una magnífica lámina. Representaba una serpiente boa que se tragaba a una fiera.
En el libro se afirmaba: "La serpiente boa se traga su presa entera, sin masticarla. Luego ya no puede moverse y duerme durante los seis meses que dura su digestión".
Reflexioné mucho en ese momento sobre las aventuras de la jungla y a mi vez logré trazar con un lápiz de colores mi primer dibujo. Mi dibujo número 1 era de esta manera:
Enseñé mi obra de arte a las personas mayores y les pregunté si mi dibujo les daba miedo.
—¿por qué habría de asustar un sombrero?— me respondieron.
Mi dibujo no representaba un sombrero. Representaba una serpiente boa que digiere un elefante. Dibujé entonces el interior de la serpiente boa a fin de que las personas mayores pudieran comprender. Siempre estas personas tienen necesidad de explicaciones. Mi dibujo número 2 era así:
Las personas mayores me aconsejaron abandonar el dibujo de serpientes boas, ya fueran abiertas o cerradas, y poner más interés en la geografía, la historia, el cálculo y la gramática. De esta manera a la edad de seis años abandoné una magnífica carrera de pintor. Había quedado desilusionado por el fracaso de mis dibujos número 1 y número 2. Las personas mayores nunca pueden comprender algo por sí solas y es muy aburrido para los niños tener que darles una y otra vez explicaciones.
Tuve, pues, que elegir otro oficio y aprendía pilotear aviones. He volado un poco por todo el mundo y la geografía, en efecto, me ha servido de mucho; al primer vistazo podía distinguir perfectamente la China de Arizona. Esto es muy útil, sobre todo si se pierde uno durante la noche”.


Explicación: Elegimos trabajar con este fragmento de “El principito” de Saint Exupery ya que consideramos que refleja la dialéctica a la que refiere Piaget para plantear la construcción del conocimiento.
En él se puede ver como mediante mecanismos de asimilación y acomodación el niño, que fue incorporando conceptos como boa, selva, fiera, etc., logra plasmar en algo externo, sus dibujos, de forma creativa, su propia  interpretación de la situación de la Boa alimentándose e incluso intenta modificar una representación inicial de forma que pueda ser interpretada por los adultos, que solo logran ver un sombrero.
Podemos observar como la asimilación de lo leído, en función de lo aprendido con anterioridad, y su posterior acomodación, generan un nuevo esquema más complejo; cada nuevo nivel de conocimiento se caracteriza por una complejidad y una organización lógica mayor que el anterior. Además vemos la interacción entre el individuo y la sociedad, y como, a su vez, esta genera una nueva reacomodación (dialéctica) de lo adquirido.

domingo, 26 de agosto de 2012

Jean Piaget

Dos videos para compartir, uno sobre "el constructivismo", explicado por el mismo Piaget, y otro con algunos ejemplos que muestran respuestas de niños en diferentes estadios.

jueves, 26 de abril de 2012

El evolucionismo

Lamarck 1744-1829
Spencer 1820-1903
Darwin 1809-1882



 Dos modos de pensar la evolución




Una evolución en la Iglesia

La primera aceptación la había hecho Juan Pablo II en 1996. Ayer, el Vaticano dio un paso más al sostener que la idea creacionista no se contradice con la teoría de la evolución de las especies. Un seminario para acercar ciencia y fe.
http://www.pagina12.com.ar/diario/sociedad/3-120911-2009-03-04.html



Debates Actuales II


De la “psicocirugía” a la “neurocultura” - Página/12
Por Antonio M. Battro


miércoles, 11 de abril de 2012

miércoles, 4 de abril de 2012

Debates actuales

Roudinesco - Onfray

Artículos de Clarín

http://edant.clarin.com/diario/2008/02/11/sociedad/s-03401.htm

http://www.revistaenie.clarin.com/ideas/psicologia/Discutiendo-Freud-vez_0_486551554.html








Lev Vigotsky y lo específicamente humano


      “Una araña ejecuta operaciones semejantes a las del tejedor, y una abeja avergüenza, por la construcción de sus celdillas de cera, a más de un arquitecto. Pero lo que ya por anticipado distingue al peor arquitecto de la abeja mejor, es que el arquitecto construye la celdilla en su cabeza antes de construirla con cera. Al final del proceso de trabajo sale un resultado que ya estaba presente al principio del mismo en la representación del trabajador, o sea, idealmente. No es solo que el trabajador obre una alteración de forma de la naturaleza, es que al mismo tiempo realiza en lo natural su finalidad, la cual es conocida por él, determina como ley el modo de su hacer y tiene subordinada su voluntad.” (K. Marx, El Capital, pp. 15).


 Vigotsky va a intentar resolver, a lo largo de obra, un problema significativo para su época: ¿Qué es lo que distingue al ser humano del resto de los seres vivos?
   Esta pregunta proviene del muchas veces reeditado debate entre "lo innato y lo adquirido". En aquel momento histórico, se busca en estos debates una explicación a los famosos niños-salvajes y su posible humanización.


 Victor, el salvaje de Aveyron

Convertido así en asunto público, los sabios del momento le reconocieron atenta y cuidadosamente y llegaron a la conclusión, expresada por el más cualificado de ellos, Philippe Pinel, director del asilo o manicomio de Bicêtre, de que "el salvaje de Aveyron" no era más que un deficiente mental incurable. Pero un joven médico recién doctorado, Jean Marc Gaspard Itard, al que le fue permitido asistir a estas sesiones, más optimista, propuso la elaboración y ejecución de un programa de tratamiento y educación del niño, lo que fue aceptado, proporcionándosele los medios públicos requeridos para realizarlo. El muchacho quedó desde entonces bajo la custodia de Itard, siendo atendido por Madame Guérin en los aspectos físicos y materiales mientras que Itard elaboraba y aplicaba el programa de su tratamiento psicológico y readaptación.
Itard escribió dos memorias o informes dirigidos al ministerio patrocinador, donde relató minuciosamente sus observaciones, propósitos y experiencias. Ambos textos fueron publicados inmediatamente por considerárselos de interés general. El primero data de 1801, pocos meses después de haberse emprendido el experimento, y el segundo se escribió en 1806, cuando Itard dio por conclusa su actuación. Ambos trabajos son modelos de rigor científico, metodológico y claridad expositiva.
La descripción que Itard realizó de la primera impresión que le causó su pupilo rezaba: "un niño desagradablemente sucio, afectado por movimientos espasmódicos e incluso convulsiones; que se balanceaba incesantemente como los animales del zoo; que mordía y arañaba a quienes se le acercaban; que no mostraba ningún afecto a quienes le cuidaban y que, en suma, se mostraba indiferente a todo y no prestaba atención a nada." 
El infortunado muchacho era delgado y más bien bajo para su supuesta edad. Su rostro, redondeado e infantiloide, presentaba marcas de haber sufrido la viruela y lo surcaban varias cicatrices. Su nariz era larga y puntiaguda y su mentón hundido. Tenía un cuello largo y esbelto, pero otra gran cicatriz le atravesaba la garganta.
Las atenciones y cuidados que se le dispensaron a partir de entonces mejoraron su estado físico y su sociabilidad, pero los progresos fueron muy escasos, una vez superada la fase inicial. Itard le puso el nombre de Víctor. Por esta época se presentó la pubertad sexual del muchacho, lo que creó problemas adicionales a su educador. Las esperanzas de Itard de enseñarle a hablar y a comportarse de manera civilizada resultaron frustradas y en el segundo informe Itard se daba por vencido y manifestaba su preocupación por el futuro del joven era llamado en su tribu "el yindi".
Parte del proceso puede verse en una película de François Truffaut basada en esta historia, titulada L'Enfant Sauvage.

A.P.A.

1945 A.P.A. Reunión de psicoanalistas argentinos en Río de Janeiro. Adelante: Señora De Oliveira (Brasil), Alberto Tallaferro, Luisa Alvarez de Toledo. Medio: Enrique Pichon Rivière, Marie Langer, Arnold Rascovsky, Angel Garma, Eduardo Krapf, Celes Cárcamo, Lucio Rascovsky. Atrás: Arminda Aberastury y Matilde Wencelblat.

El proceso de institucionalización del Psicoanálisis

1909 Freud, Stanley Hall y C. G. Jung. De pie: Abraham, A Brill, Ernest Jones y Sándor Ferenczi.


1922 Sigmund Freud, Sándor Ferenczi y Hanns Sachs. De pie Otto Rank, Karl Abraham, Max Eitingon y Ernest Jones.


Congresos de Psicoanálisis
1911 Congreso Weimar

1929 Congreso Oxford